top of page
  • Foto del escritorRedacción

Becky Urbina: "La mejor forma de abordar temas duros es con naturalidad"

30/05/2022 - Correo Ayacucho - Por José del Barco


La escritora Becky Urbina presentará, este viernes 10 de junio a las 5 pm, su libro infantil “Algo Azul” en el marco de la Feria Internacional del Libro de Ayacucho. El libro cumple con la difícil tarea de abordar el tema de la separación, del duelo, desde un punto de vista compatible con la visión infantil del mundo. El resultado es una tierna y cálida historia que encantará a toda la familia.



Su libro infantil “Algo Azul” fue reconocido como uno de los mejores libros infantiles publicados en Iberoamérica en el 2020. ¿Qué la motivó a escribir esta obra?


En parte, darle la vuelta a mi historia familiar. Mis padres se separaron cuando yo era pequeña, al igual que Sofía, la niña protagonista del libro. Pero mi mamá nunca volvió a tener una pareja y eso siempre me dejó pensando en lo desiguales que son las exigencias y lo que se espera de una mamá o de un papá. Por otra parte, explorar una temática que vivimos muy de cerca hoy en día, como son las separaciones de los padres y las diversas formas familiares, así como la complejidad de los niños y niñas.


Uno de los temas principales del libro es las pérdidas, el duelo. ¿Cómo acercar a los niños a esta noción tan dura pero inevitable en la vida?


Yo pienso que la mejor forma de abordar los temas más duros es viéndolos con naturalidad. A veces queremos protegerlos dentro de una burbuja, sin darnos cuenta de que en algún momento vivirán la experiencia de perder a un ser querido y lo mejor sería conversar con ellos antes, darles las herramientas para afrontar una situación así. Muchas veces, encontrar en los libros personajes que viven estas experiencias, nos permite identificarnos con ellos y con lo que están sintiendo. Finalmente, la muerte también es parte de la vida.


Otro elemento muy presente en la obra es el mar. ¿Qué simboliza el mar “Algo azul”?


El mar es un escenario muy importante en el libro. Tanto por las experiencias vividas en él, el recuerdo del abuelo que ya no está, como por las reflexiones que Sofía tendrá mientras observa sus olas ir y venir. Por una parte, simboliza la inmensidad, que abarca la memoria y lo que vendrá, que contiene todas las preguntas y respuestas. También hace alusión a la nostalgia y a cómo este mar se parece a lo que vive y siente el personaje frente a los cambios en su vida: por momentos un mar calmo, por otros impetuoso.


Usted se dedica también a la gestión cultural. ¿Cómo acercar la lectura a los niños?


Dejando los libros a su alcance, a su altura, a su disposición, para que los encuentren y saboreen a cualquier hora del día, como quien toma una fruta. También, parte importante es acompañar sus lecturas, leyendo juntos, conversando sobre el libro y sobre las impresiones, sensaciones y pensamiento que les genera. Haciendo de la lectura una experiencia no solo de disfrute, sino también de encuentro, de sorpresa, de descubrimiento.


Además, usted también escribe poesía. ¿En qué medida diría que su faceta de poeta enriqueció el proceso creativo, la escritura en sí de “Algo Azul”?


Pienso que en la poesía está muy presente el juego: el juego con el lenguaje, con los sonidos, con los sentidos, y la literatura infantil también te da esta libertad. En ese sentido, en “Algo azul” por momentos aparecen algunas metáforas, alusiones a poemas y juegos con el ritmo, que bien podrían provenir de mi cercanía con la poesía.


En esta oportunidad, presentará “Algo Azul” en la Feria Internacional del Libro de Ayacucho. ¿Qué expectativas tiene ante esta ocasión?


Con mucha alegría de volver a Ayacucho después de más de 20 años. Sabiendo además que es una tierra de lectores y a la expectativa de cómo será este encuentro con ellos. Siempre es emocionante poder generar nuevos vínculos entre un libro y sus posibles lectores.


¿Cuál es su mensaje para los niños de Ayacucho?


Que abran los libros como quien pela una fruta, como quien abre una ventana a otros mundos y en ellos se encuentra con personajes que podrán descubrir poco a poco, encariñarse o identificarse con ellos a veces, otras veces tal vez disgustarse por sus acciones, y tantas otras llegar al final con ganas de completar las historias o reescribirlas. Quizás esta sea la parte que más disfruten, ese momento en que también se vuelven coautores del libro que leyeron.


DATOS


  • Becky Urbina animará también el conversatorio sobre estimulación de lectura en niños, este viernes 10 de junio a las 4 pm, en el marco de la FILAY.

325 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page