top of page
  • Foto del escritorRedacción

Vargas Llosa se despide de las columnas de opinión con consejos a jóvenes periodistas


El Nobel de Literatura aconseja a jóvenes periodistas: 'Decir y defender la verdad, un servicio a lectores y al tiempo'.



El escritor peruano Mario Vargas Llosa se despidió de las columnas de opinión este 17 de diciembre con su última contribución en el espacio ‘Piedra de toque’ del diario español El País. Tras tres décadas de aporte periodístico, el premio Nobel de Literatura concluyó su participación en el medio, compartiendo su perspectiva sobre la verdad y brindando orientación a los jóvenes profesionales que comienzan en el campo periodístico y desean redactar sus propias columnas.

Vargas Llosa, de 87 años, afirmó que la verdad de los redactores, incluso si se equivocan, debería ser publicada, siempre y cuando los editores no identifiquen errores comprobables, ya que están más cercanos a la noticia y a la realidad. Destacó la función distinta de los columnistas, que gozan de más libertad en comparación con aquellos que desempeñan roles informativos, pero subrayó que esto no exime de la responsabilidad de transmitir la verdad según la entienden.

El autor señaló que una vez que el periodista esté convencido de su verdad, debe estar preparado para defenderla, incluso en contra de la posición del periódico. Asimismo, aconsejó a los jóvenes escritores en prensa diaria a expresar y respaldar su verdad, ya sea coincidente o discordante con la postura editorial del medio.

El escritor reflexionó sobre la dificultad de expresar la verdad desde una posición particular y el riesgo de equivocarse, instando a los columnistas a confesar errores cuando sea necesario. Enfatizó que, además del riesgo de equivocación, los columnistas enfrentan el desafío de mantener la calidad de sus escritos y evitar la suficiencia o infracciones propias de periodistas mal instruidos.

Vargas Llosa insistió en que la honestidad sobre las discrepancias entre la verdad y los hechos contribuye a mantener la credibilidad de un periódico. También mencionó la importancia de no obstaculizar la verdad por temor a competidores o contradicciones internas.

El autor concluyó aconsejando a los jóvenes periodistas a decir la verdad, incluso cuando sea difícil, y destacó que el periodista de talento busca la verdad como un instrumento que se abre camino. Enfatizó que decir mentiras o manipular es fácil, pero a largo plazo queda al descubierto, mientras que aquellos que defienden la verdad prestan un servicio a sus lectores y a su época.

182 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page